¿ El impuesto al sol ha acabado con la energía fotovoltaica ?

El pasado jueves 4 de diciembre, organizado por la Fundación para la eficiencia energética (f2e) y el Colegio de Ingenieros Técnicos Industriales (COITIG), tuvo lugar una jornada en la que se hablaba del RD900/2015 de autoconsumo, donde se establece el llamado impuesto al sol. (Es habitual que la f2e ponga a disposición de todo el mundo las ponencias de la jornada en su página web)

el impuesto al sol

Jornada f2e sobre el Real Decreto 900/2015 (4/2/2015)

Intervinieron José Miguel Cortés, Subdirector General de Energía y Minas de la Consellería de Economía sostenible, Sectores Productivos, Comercio y Trabajo de la Generalitat Valenciana, hablando de la tramitación de instalaciones, Amparo Balbastre, Delegada de la UNEF, que hizo hincapié en las trabas que el RD900/2015 supone para la ejecución de instalaciones de autoconsumo y José Lluch, de GRUPOTEC, quien mostró algunos casos de éxito.

¿Qué se está haciendo con relación al RD900/2015 en la Comunidad Valenciana?

El 3 de diciembre de 2015 se constituyó la Mesa de Autoconsumo de la Comunidad Valenciana, con representantes de la administración, los distribuidores, promotores e instaladores y se ha creado un primer grupo de trabajo dedicado a equipos de medida, uno de los elementos que está generando más problemas debido a su indefinición.

¿El Real Decreto 900/2015 tiene algo bueno?

Hay una base legal que antes no existía, lo que impedía la realización de muchas instalaciones, al ser imposible el cálculo de la rentabilidad de los proyectos.

Con relación a los primeros borradores, se consiguieron mejoras para instalaciones de menos de 10 kW, y se permite el uso de baterías.

Aunque hay un marco legal, hay mucha desconfianza porque se dejan abiertos aspectos que pueden afectar al retorno de la inversión de las instalaciones. En general cuando hablas con algún cliente de autoconsumo es prácticamente imposible convencerlo de la rentabilidad de la inversión.

De hecho, según se indicó en la ponencia, debido al nuevo Real Decreto, los períodos de recuperación simple de una inversión fotovoltaica se han incrementado hasta 3 años más.

¿Qué sucede en otros países?

En otros países se fomenta el uso de la energía solar.

Por ejemplo en Chile hay balance tarifario, es decir te pagan la energía que viertes a la red al mismo precio que la de la compañía eléctrica. En otros, se permite el balance neto.

¿Por qué se ha hecho una normativa tan restrictiva y casi absurda?

No tenemos fuentes de energía y nos sobra sol; hemos sido durante años la cabeza mundial en desarrollo de EERR y nuestras empresas siguen haciendo obras relevantes en el mercado exterior. ¿Qué sucede?

Con el enorme desarrollo de las energías renovables, se dispararon los costes de las primas de generación eléctrica con esta tecnología, al no corregirlas para ajustar su rentabilidad por las mejoras de la técnica, lo que ha contribuido en parte a engrosar el déficit de tarifa. Hay que añadir que las enormes inversiones en centrales de ciclo combinado, algunas de ellas paradas o con baja carga, también han contribuido al déficit, aunque es un detalle que suelen obviar los políticos y las grandes compañías eléctricas.

El Real Decreto es restrictivo porque hay miedo de que una normativa menos limitada “se vaya de las manos” una vez más y el sistema eléctrico, muy regulado y de carácter estratégico, colapse (por falta de ingresos). Es decir, se quiere obligar a la gente a hacer uso de las redes de distribución eléctrica.

¿Es necesario un nuevo modelo energético?

¿Se puede hacer negocio con la música sin vender CD? ¿Se puede vender cine si vender DVD? ¿Se pueden vender libros sin tener que fabricarlos? Es evidente que sí y que no ha sido necesario cerrar INTERNET. Pero todo lleva tiempo.

La generación distribuida (el consumo de energía lo más cerca posible de donde se produzca) tiene grandes ventajas, pero proporciona demasiada independencia.

Las Energías Renovables y la eficiencia energética son el futuro para un país que no tiene fuentes de energía propias.

¿El impuesto al sol ha acabado con la energía fotovoltaica?

No. Ni con las energías renovables. Pero una vez más, deberemos tener paciencia.

En el momento actual, solo con gran voluntad y una gran conciencia ambiental (en la jornada se habló de “acto de fe”) un empresario puede afrontar una inversión importante en paneles fotovoltaicos.

Todo hace pensar que el RD900/2015 tiene una fecha de caducidad marcada por el cambio de gobierno. No obstante, cuando este se constituya, habrá otras prioridades y todavía quedan muchos meses para que el real decreto se modifique o derogue.

Y no podemos olvidar la relación que existe entre la redacción del RD900/2015 y el déficit tarifario de nuestro país que nos hace, una vez más, diferentes de otros países de la unión Europea.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies